Top 10

 

La verdad detrás de “El retrato de Dorian Gray”, novela que inmortalizó a Oscar Wilde

La universidad de Harvard demuestra que hay una versión previa que podría cambiar cómo vemos a este personaje de la literatura universal
Estephanie Gutiérrez | 16 de Octubre de 2017 | 05:00

Basil Hallward es un artista que se queda prendado por la enorme belleza de un joven llamado Dorian Gray, poco a poco, este hombre comienza a admirarlo y un día platicando, Dorian conoce a un amigo del pintor, que de cierta forma lo convence para que se dé cuenta de que su belleza no será eterna, así que decide que Basil lo inmortalice, el trato satánico será que la pintura será la que envejezca, no Dorian, así, cada vez que cometa un pecado, los actos serán recordados en la obra que va marchitando y no en la persona del Gray.

Todos hemos escuchado la historia, pero en realidad conocemos qué es. La principal característica de esta novela, la única de Oscar Wilde, que nació el 16 de octubre de 1854, es la obsesión que retrata a un hombre atractivo y misterioso, pero que siempre quiere mantenerse joven. Tras ser pintado en el lienzo, la tragedia lo persigue al darse cuenta de que cae en un espiral de odio y vicio

Wilde, supo retratar, como lo señala Solo Libros, la perfección, con gran ojo crítico, pero como un rechazo a la sociedad de su época, la victoriana, que con la vanidad, locura y enajenación lograba capturar al público.

La primera vez que la leyó en publico su obra, Wilde estaba siendo juzgado por su homosexualidad, ya se consideraba un delito grave por el cual se podía ir a la cárcel; mientras leía se detuvo a admirar al estrado y leer en voz alta varios pasajes que podrían estar conectados con la homosexualidad de Dorian y Basil, a lo que Oscar afirmó que no se podía juzgar a nadie por la forma en que escribe.

Tanta ha sido la relevancia del personaje que Dorian Gray es ya un mito, está extendido en la cultura, como deseo de juventud, de la fuente eterna y que se lleva con la maldad y carisma de las figuras más horrorosas de la literatura.

Tanta es la necesidad de saber de este personaje que, según algunos medios, la versión que conocemos de Dorian Gray, no es justamente la real, es decir, hubo alguien en quien Wilde se inspiró y de quien no se sabe mucho, hasta últimas fechas, que de hecho hay una versión donde el propio auto cambia algunos paisajes, así lo señala El Mundo

La versión fue hallada por la Harvard University Press, la editorial de la universidad, y es una hecha en bruto, llegó a la imprenta para su primera edición, por entregas, en la revista Lippuincott´s Monthly Magazine en 1890. Su publicación causó el escándalo habitual que cada obra de Oscar Wilde, gracias a lo cual, los editores se animaron a convertir el folleto en un libro. Aquel primer boceto fue catalogado de decadente afrancesado.

Esta fue la primera automutilación que se hizo a Dorian Gray, a quien vemos aún con mayores características homosexuales en aquel primer libro, según lo informa The Guardian, lo primero que se le quitó a Dorian fue la tensión homoerótica con Basil.

Estas son algunas de las frases que se incluían en aquellas primeras versiones: "Es bastante cierto, le he consagrado a usted un sentimiento más intenso de lo que un hombre debería sentir por un amigo. De alguna manera, nunca he amado a una mujer", le dice el retratista al retratado en la nueva/vieja versión en la novela.

En el texto conocido hasta ahora dice: "Desde el momento en el que lo conocí, su personalidad ha tenido una gran influencia sobre mí".

En otro de los pasajes recuperados, el problema era el descaro heterosexual del autor, en este texto se puede leer Allward pregunta a Gray: "¿Sybil Vane es su querida?". En la versión corregida de 1891, se escribió: "¿Cuáles son sus relaciones con Sybil Lane?". Este pasaje es uno de los tres en los que se ha eliminado la palabra inglesa 'mistress', o amante.

Una versión que podría haber cambiado el rumbo de la literatura.

Tienes que ver esto